Siguenos en:
lunes, julio 24, 2017
Uno, dos, tres

Y tengo ñapa: ¿saben cuánta plata han botado los colombianos en revocatorias de alcaldes fracasadas?

lunes, julio 10, 2017 20:49

Y tengo ñapa: ¿está bien que en un país como el nuestro, con tantas necesidades insatisfechas, el Estado tome $ 1600 millones y los bote? ¿Por una alcantarilla? Eso es lo que virtualmente ocurrió con las revocatorias.

Este mecanismo fue ideado para que la ciudadanía pueda castigar a funcionarios que se hacen elegir con un programa de gobierno, pero que cuando están en el poder aplican otro. El espíritu de la norma es bueno; sin embargo, ha sido mal usado por algunos políticos, por lo general derrotados por el alcalde o el gobernador, al que le ponen después palos a las ruedas para no dejarlo gobernar. Por otro lado, el mecanismo no ha sido aprovechado por los ciudadanos, debido al altísimo grado de abstención del país.

Conjugando esos dos factores, los colombianos este año, en solo siete votaciones para revocatoria de mandatos, han tirado a la basura $ 1548 millones.

El intento de revocatoria más costoso acaba de presentarse en Barrancabermeja (Santander): costó $ 554.111.000; el umbral para la decisión era de 44.242 votantes; apenas votaron 16.898. ¡Plata perdida!

La segunda marca en gasto la impuso el municipio de Ocaña, en Norte de Santander: se gastaron $ 436 millones para citar en las urnas a los ciudadanos; tampoco se pasó el umbral. ¡Plata perdida!

La tercera revocatoria costosa se presentó en Carmen de Bolívar: se gastaron $ 206 millones; el umbral para la decisión era de 13.289: acudieron solo 6197 ciudadanos. Otra plata perdida.

Y así pasó en San Benito Abad, en Sucre, en Palmito (Sucre), Icononzo (Tolima), y en El Copey (Cesar), donde tampoco acudieron a las urnas los votantes necesarios para tumbar al alcalde.

En el Congreso están pensando en una fórmula para evitar la pérdida de tanto dinero en intentos de revocatoria que nunca funcionan. Pero nadie tiene la fórmula que respete el derecho a la participación, pero que impida que las revocatorias se conviertan en este desangre presupuestal.

Si Bogotá votara la revocatoria de Peñalosa, necesitaría pasar un umbral de 1.092.229 votos… ¡eso no se logra nunca!

Hasta mañana, que descansen.

publicidad