Siguenos en:
miércoles, septiembre 28, 2016
Salud

Liga Contra el Cáncer inició campaña en universidades para concienciar sobre los peligros del sol

viernes, septiembre 23, 2016 09:48
Este miércoles la Liga Colombiana Contra el Cáncer lanzó un juego que ayudará a que los jóvenes tomen conciencia sobre el peligro de exponerse al sol sin protección.

La Liga Colombiana Contra el Cáncer decidió intensificar su campaña preventiva. Muchas personas aún creen que el cáncer es una enfermedad que solo toca a los otros, que el sol solo es peligroso en las zonas cálidas y que en las temporadas de lluvia por las que atraviesa Bogotá no es necesario utilizar protección. En realidad los rayos UV siempre están presentes. Los países tropicales como Colombia son los más expuestos a la radiación solar durante todo el año. En las montañas la radiación ultravioleta (las más peligrosas) es mayor que a nivel del mar.

“Hemos decidido dirigir esta campaña a los jóvenes porque son la población que menos cuidado tiene al momento de exponerse al sol, pasan largas jornadas compartiendo con sus amigos en la universidad bajo los rayos uv sin ningún tipo de protección” afirma Pilar Fernández, directora de campañas de La Liga Colombiana Contra el Cáncer.

Es ideal es comenzar a protegerse desde temprana edad ya que este cáncer se produce por un daño acumulativo en la piel; según los especialistas más del 80% de la exposición a la radiación solar ocurre antes de llegar a la edad adulta, se ha encontrado que las quemaduras de sol severas durante la niñez incrementan el riesgo de sufrir esta enfermedad. Aunque la mayoría de los cánceres de piel son curables, se trata de una patología que deja secuelas por deformaciones y así mismo deteriora la vida del paciente.

Cómo prevenirlo

No importa la ciudad en la que esté, debe evitar la exposición directa a los rayos solares en “horas pico”, de 10:00 de la mañana a 3:00 de la tarde”.

Usar gorras, camisa de manga larga y gafas.

Usar sombrillas.

Muchas personas creen que si toman el sol y tienen ropa están protegidas de los rayos del sol. Esto no es tan cierto. Materiales como el algodón ofrece una protección no mayor a 10 mientras que los filtros solares son de factor 15. La industria textil ya produce telas con los códigos UPF (Ultraviolet Protection Factor) o Factor de Protección a la Radiación Ultravioleta y cuyo uso ha sido recomendado por la Fundación Mundial para el Cáncer a la Piel.

Aplicar protector solar siempre a las horas señaladas sin importar si el día está nublado o no o el tipo de actividad (trabajo, deporte, turismo). “Los protectores solares no previenen el cáncer pero si cuidan a la piel de lesiones que con el tiempo pueden convertirse en cancerígenas”.

El agua, la nieve y la arena reflejan los rayos solares y aumentan su intensidad y se pueden producir quemaduras en la piel incluso estando en la sombra.

Según estudios hechos en Colombia las personas que viven a más de 2 mil metros sobre el nivel del mar, tienen mayores posibilidades de desarrollar cáncer de piel respecto a quienes viven en zonas bajas o en las costas, pues reciben con mayor intensidad los rayos ultravioleta.

Autoexamen

 Fase 1: Frente al espejo realizar una inspección completa de toda la parte anterior del cuerpo sin olvidar brazos y piernas

Fase 2: Examinar la región posterior desde el cuello hasta la parte posterior de las piernas

Fase 3: Revisar la región interna de las piernas y laterales del cuerpo

Fase 4: Examinar el cuero cabelludo y plantas de pies.

publicidad