Siguenos en:
miércoles, junio 28, 2017
Justicia

Cárceles se están convirtiendo en escuelas de criminalidad: Minjusticia

viernes, marzo 10, 2017 19:32

Frente al informe que entregó el Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR), sobre la situación carcelaria en el país, y su preocupación por el hacinamiento de los centros penitenciarios, el ministro de Justicia, Enrique Gil Botero, indicó que “la función eminentemente sancionatoria no obedece a la imposición de la privación de la libertad” pues “el fin de la pena es la resocialización”.

Afirmó que “resulta desfasado que todo se equipare a privación efectiva de la libertad frente a conductas disvaliosas” pues existen “poblaciones vulnerables, madres cabeza de familia, personas que están en estado de enfermedad psíquica” que pueden estar en su lugar de residencia detenidos.

Señaló que es importante aclarar que la pena por sí misma no es cárcel, y que hay una realidad clara y es que “nuestras cárceles hoy no están cumpliendo el fenómeno de resocialización, esto es un silencio a gritos donde todos sabemos que las cárceles se están convirtiendo en escuelas de criminalidad”.

Aseguró incluso que “lo que hoy conocemos como hacinamiento es deplorable, estamos visualizando imágenes propias de los campos de concentración, esto es grave en el mundo y no solo en Colombia, hay una vulneración de las reglas de Mandela, la dignidad de los recursos, no es una dignidad de segunda clase (…) los reclusos son ciudadanos que tienen todos los derechos”.

“He pedido estadísticas y me encuentro con cifras tan importantes como el hecho de que en el país, hay personas detenidas con graves padecimientos psiquiátricos, en total 2800 personas, de esas 2800, más o menos 500 podrían estar en detención domiciliaria por grave enfermedad de esa naturaleza. Encontramos que hay personas con afectaciones psiquiátricas muy graves y que los guardianes no están en condiciones ni las enfermerías de tratar” puntualizó.

Frente a esto el exministro de Justicia, Yesid Reyes, afirmó que “sí es importante que haya cárceles para la gente que va a ser detenida o condenada, pero es importante que las cárceles estén en buenas condiciones para que permitan una permanencia digna de ellas, pero también es igualmente importante buscar alternativas a la prisión, no solo como sanciones distintas a la privación de la libertad sino racionalizar la detención preventiva que no todas las personas tengan que estar detenidas mientras los investigan”.

“Se debe buscar una coordinación entre Rama Judicial, Fiscalía y Ministerio de Justicia donde se discuta cómo quieren que sea la política criminal de Colombia en los próximos años, no tiene mucho sentido que las instituciones que participan en la construcción de política criminal hagan comentarios o recriminaciones públicamente” afirmó.                       

PAOLA SANTOFIMIO

publicidad