Siguenos en:
martes, septiembre 27, 2016
Internacional

Juzgado prohíbe salir del país a hijo y hermano del presidente de Guatemala

jueves, septiembre 15, 2016 10:05
La medida la confirmó este jueves la portavoz de la Fiscalía, Julia Barrera.

Un juzgado de Guatemala le prohibió salir del país a uno de los hijos y un hermano del presidente Jimmy Morales, supuestamente involucrados en un caso de corrupción.

La petición, cursada por el Ministerio Público (MP-Fiscalía), prohíbe a José Manuel Morales Marroquín, hijo del mandatario; y a su hermano Samuel Everardo Morales, salir de Guatemala, con el fin de esclarecer su situación en un caso de corrupción en el Registro General de la Propiedad (RGP).


Ambos, el hijo y el hermano, prestaron declaración de forma voluntaria en los últimos días, indicó el propio presidente este martes, quien no quiso dar más detalles sobre el caso, en el que están involucradas 27 personas, 22 ya detenidas, por supuestamente defraudar más de 3 millones de quetzales (unos 397.324 dólares).

Presuntamente, los dos están relacionados con la empresa Fulanos y Menganos S.A., implicada en la trama, pues "podían tener alguna relación por cotizaciones de alimentos".

Fulanos y Menganos S.A. es una entidad que salió a la luz el pasado 1 de septiembre, cuando la Fiscalía y la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (Cicig) desarticularon una red de corrupción en el Registro General de la Propiedad (RGP) que defraudó más de 3 millones de quetzales (unos 397.324 dólares).

Los miembros de la trama, compuesta por 27 personas, de las que 22 fueron detenidas la pasada semana, están acusados de los delitos de peculado por sustracción y falsedad ideológica.

La investigación desveló que entre enero de 2012 y mayo de 2015, se autorizó la firma de 16 contratos laborales anómalos, conocidos como "plazas fantasma", los cuales recibieron más de 3 millones de quetzales como remuneración por un trabajo no realizado, aunque no asistieron físicamente a su puesto de trabajo.

En este marco, la empresa Fulanos y Menganos fue presuntamente contratada para dar servicio de desayuno a unas 524 personas por un importe de 90.000 quetzales (11.964 dólares), pero finalmente el evento no se realizó.

En el mensaje a la nación divulgado el martes, Morales, quien ha basado su Gobierno en una lucha frontal contra la corrupción desde la campaña electoral en 2015, mostró su confianza en su hijo y en su hermano: "En este momento, mi esposa y yo respaldamos plenamente a nuestro hijo y confiamos en la honorabilidad de mi hermano".

El vástago de Morales, que estudia en el extranjero, volvió a Guatemala a prestar declaración el día 7, y el abogado contratado por la familia para el caso, Gustavo Barreno, indicó a la televisión local Guatevisión que ya se quedó en el país.

En esa misma entrevista, el abogado dijo que los dos no tienen ninguna implicación "directamente", aunque la "complicidad" no la descartó, pues los vínculos "de amistad" con alguna persona deben ser determinados por la Fiscalía.

 

EFE

 

publicidad