Siguenos en:
viernes, diciembre 9, 2016
Internacional

Gobernador de Florida pide al Gobierno federal declarar ''zona de desastre''

viernes, octubre 7, 2016 11:34
El gobernador de Florida, Rick Scott, solicitó hoy al Gobierno federal declarar al estado "zona de desastre" para ayudar a la recuperación de los efectos del huracán Matthew, que sigue avanzando hacia el norte en paralelo a la costa sureste de EE.UU..
En una conferencia de prensa, el gobernador dijo que Florida espera hasta 8 pulgadas (20,3 cm) de lluvia y vientos de aproximadamente 125 millas por hora (200 km/h).

Aunque el presidente de EE.UU., Barack Obama, aprobó este jueves el "estado de emergencia" en Florida, Georgia y Carolina del sur, el gobernador Scott pidió este viernes vextender esa ayuda para las tareas de recuperación a futuro.

El gobernador solicitó además helicópteros, vehículos de distribución de alimentos, comida, agua, generadores de energía, bombas de agua, equipos de búsqueda y rescate, y otros para detectar materiales peligrosos, cunas y mantas.

Scott, que insistió de nuevo en la evacuación de aquellos en riego por el huracán de categoría 3, de una escala de 5, señaló que la declaración de desastre ayudaría "tanto a las familias, como a las agencias estatales y los gobiernos locales".

"No hay que arriesgarse, el tiempo se acaba, no hay excusas", expresó Scott, quien precisó que 1,5 millones de personas deberían dejar sus hogares.

Precisó que algunas áreas costeras del este pueden esperar marejada de hasta 3 metros por encima del nivel del mar, con grandes olas que suben por encima de ese nivel.

El temible huracán Matthew, que se debilitó hoy a categoría 3 cerca de la costa de Florida, se encuentra a 35 millas (55 kilómetros) al estenoreste de Daytona Beach y a 95 millas (155 kilómetros) al sureste de Jacksonville, en el noreste del estado.

El fenómeno meteorológico se desplaza hacia el norte noroeste con una velocidad de traslación de 12 millas por hora (19 km/h) y se espera que mantenga dicha trayectoria hasta esta noche.

EFE

publicidad