Siguenos en:
domingo, julio 23, 2017
Internacional

Disturbios en Alemania al inicio de la Cumbre del G-20: 100 detenidos y 200 heridos

viernes, julio 7, 2017 19:13

Violentos enfrentamientos se produjeron entre la policía alemana y miles de europeos que se tomaron el centro de Hamburgo, Alemania, donde por estos días se realiza la cumbre del G-20.

Encapuchados, vestidos de negro y con sombrillas, los manifestantes arrojaron botellas y piedras a los uniformados que estaban persiguiendo a otros ciudadanos.

Los agentes lanzaron gases lacrimógenos para dispersar a los manifestantes que lanzaron ladrillos contra los policías. Los estallidos, gritos y los sonidos de las patrullas retumbaban en toda la ciudad, que se encuentra bajo el caos.

Los activistas que no lograron llegar a la sede de la Cumbre del G-20, donde se encuentran los líderes de las economías más fuertes del mundo, decidieron sentarse en las calles.

Pese a que protestaban de manera pacífica, la policía empezó a retirar a los manifestantes uno por uno. La mayoría de estas personas fueron detenidas por alterar el orden público. Quienes decidieron resistir fueron desalojados a la fuerza con  chorros de agua.

Las movilizaciones anti-imperialistas conocidas como  "Welcome to Hell" (Bienvenidos al infierno)  rechazan esta reunión, que para ellos solo busca favorecer a los estados más ricos del mundo sin importar los métodos.

“Somos de una asociación ambiental y sabemos que las personas que causan la miseria que tenemos en todo el mundo hoy en día, como los refugiados, las guerras, etcétera, están sentados ahora en el G20 y están charlando”, denunció Suse Haber, ciudadana alemana que participó en las protestas.

Otro alemán identificado como Michael menciona dos casos puntuales: “Putin, que está haciendo la guerra en Siria, y Erdogan, que está llevando a miles y miles de personas a la cárcel, está oprimiendo y asesinando a los kurdos que quieren la autodeterminación, es un criminal en absoluto”.

Desde muy temprano se registraron hechos vandálicos. Un video que circula en redes sociales  muestra varios vehículos que fueron incendiados en las calles de Hamburgo.

La policía, que ha desplegado cerca de 20.000 agentes, ha tenido que pedir refuerzos ante la ola de violencia que se desató en la ciudad.

Pero la prueba de fuego para las autoridades llegará el sábado que está programada la gran manifestación de clausura, a la que se espera que acudan unas 100.000 personas.

 

LEIDY BONILLA

publicidad